NUEVA BRISA

Las nuevas brisas son un tipo de pintura para dar un aspecto rustico, aunque esto no quiere decir que solo se puedan aplicar a estancias rusticas; en los garajes también se utilizan bastante, así como en las buhardillas y patios interiores. Son para exterior e interior.
Se componen de fibras naturales y un añadido de cera colorante al agua, son productos inodoros y respetuosos con el medio ambiente.
Primero damos a la superficie una aplicación de imprimación de cuarzo con resinas acrílicas. Es un producto que hace que ancle la brisa y prepara la pared. Es seco y rugoso al tacto.
Las brisas son un producto de celulosa que viene por defecto sin ningún tipo de color, simplemente blanco, y luego le daremos el color que el cliente quiera. Es una pasta que extendemos con una llana de plástico por toda la superficie, dejándola de forma irregular a nuestro gusto, con rebabas y salientes, una vez hecho dejaremos secar de 12 a 24 horas.

Posteriormente aplicamos la cera. Se puede aplicar de varias formas: con un pincel, esponja o guante, de forma irregular, de esta forma conseguiremos dar el efecto de brisas, la podemos dar en círculo, en triangulo, en diagonal o como el cliente prefiera.